viernes, 3 de junio de 2011

Determinismo

Un rayo alcanza a un agricultor en pleno día mientras trilla la última hectárea de soja en el Sur de Corrientes. Instantes después, un motociclista frena a escasos centímetros de ser atropellado por un camión en Milwaukee. Casi al mismo tiempo un Sacerdote es apuñalado por un grupo de monjas durante un ritual satánico al Noreste de Torino. Esa misma tarde la ciudad de Mandaori es prácticamente borrada del mapa junto a la mitad de sus habitantes. Antes, uno de los bloques de la pirámide principal del Louvre, colapsa sobre un turista Japonés matándolo al instante.
En algún lugar de la inmensa nada un gran tablero muestra la Tierra; a un lado, un Dios de semblante preocupado observaba su próxima jugada. En el otro extremo, con una sonrisa apenas dibujada, el Diablo se inclina para tener una mejor visual del juego sabiendo que estaba muy cerca de convertirse en ganador.

2 comentarios:

Dany dijo...

Excelente desarrollo, Camilo. Me gustó mucho. Creo que Dios debería esforzarse un poco más.

Abrazo!!

Camilo dijo...

Gracias Dani! El tema da para hablar un largo rato...
Gracias por pasar.